Sanitaris a l'Hospital Clínic de Barcleona. | EP
Sanitaris a l'Hospital Clínic de Barcleona. | EP

Más acción social que nunca

Albert Ortas explica por qué "gobiernos y empresas tendrán que invertir mucho más en salud, ciencia y educación"

Días de muchos whatsapps, realmente acabas bastante saturado. De entre todos ellos, recibo dos vídeos de un amigo mío que trabaja en un hospital de Barcelona.

En el primero, se ve el esfuerzo que están haciendo cuatro sanitarios cuando cambian de posición a un enfermo de coronavirus estirado en la cama con problemas de respiración. Cuatro profesionales por un enfermo. Segundo vídeo, una enfermera se prepara con todos los materiales de prevención justo antes de iniciar su larga jornada laboral con enfermos infectados de covid19 .

"Nunca se había valorado tanto el trabajo de los profesionales sanitarios. En Catalunya tenemos 78.100, según datos de Salut. Hemos vivido una semana horribilis rozando el colapso del sistema"

Por qué todo esto no se explica más? Le respondo... Es verdad que algunas imágenes podrían herir la sensibilidad de los públicos, además de romper con los protocolos y la intimidad de los pacientes. Pero, a la vez, generan una fuerte conciencia sobre la importancia que supone el confinamiento total y que, en estos momentos tan difíciles, la máxima prioridad es preservar la salud de todo el mundo.

Nunca se había valorado tanto el trabajo de los profesionales sanitarios. En Catalunya tenemos 78.100, según datos del departamento de Salut. Hemos vivido una semana horribilis rozando el colapso del sistema y con un número en aumento de sanitarios infectados. Tampoco es menor el drama que estamos viviendo en las residencias de gente mayor.

A pesar de se retardan los contagios, tenemos un sistema sanitario muy estresado, que le toca adaptarse a la realidad cambiante de cada día, y con las dificultades que esto supone para reorganizar el sistema. Se convive con unas condiciones muy difíciles y penosas. Todo esto sumado a la agresividad que manifiesta este virus en según qué pacientes, y al hecho de que hay casos que no se sabe como puede evolucionar la enfermedad.

Més info: Fabricando solidaridad en tiempos de coronavirus

Ya no sirve únicamente salir a los balcones a aplaudir nuestros sanitarios, hay que ayudar en todo lo que se pueda y explicar todo lo que está pasando en nuestros hospitales. Dar voz a nuestros héroes blancos.

En estos momentos tan difíciles, el voluntariado resulta muy importante, pero también las donaciones económicas por la compra de material médico son fundamentales, principalmente de protección individual para los centros sanitarios. Ahora es la necesidad más urgente.

También son de gran utilidad las donaciones de tejido o de material médico válido y homologado que puedan distribuirse a todos los centros, como las mascarillas, batas impermeables, guantes y ojeras. O las donaciones basadas en suministro de tecnología, alimentos, etc., que empresas tecnológicas, comercios o paradas de mercados, sectores esenciales por decreto, van haciendo diariamente.

Estos días se están poniendo en marcha muchos proyecto solidarios, propio del ADN de nuestro país. Es una gran noticia. Omplim els Magatzems es uno a destacar, porque son ayudas directas a nuestros sanitarios. Más de 800 personas voluntarias conforman esta organización a nivel de toda Catalunya, capaz de producir este equipamiento a través de talleres de confección y ciudadanos individuales, coordinados estrechamente con todo el equipo del Col·legi de Metges de Barcelona.

Son momentos muy importantes para la empresa y las organizaciones. Nos obliga a adoptar una actitud solidaria, de esfuerzo colectivo, de ejercer cada cual su particular responsabilidad social. Está claro, todo esto lo digo teniendo en cuenta los momentos complicados a nivel económico una gran parte del tejido empresarial. Pero, ahora toca hacer más acción social que nunca.

"Estos días se están poniendo en marcha muchos proyecto solidarios, propio del ADN de nuestro país. Es una gran noticia"

Vamos conociendo iniciativas muy potentes, grandes y pequeñas. Desde el proyecto de HP, Seat y Leiat, readaptando las empresas a la necesidad urgente de fabricar respiraderos, a los emprendedores de la plataforma tecnológica Mubiquo, que en 48 horas fabricaron para la Generalitat de Catalunya la exitosa aplicación Stop Covid19, app que permite controlar a toda la población la evolución de los síntomas del virus.

Son momentos de cambio para todo el mundo. Más adelante, tiempo habrá para sacar las conclusiones pertinentes de cómo hemos llegado hasta aquí. La recuperación de todo no será rápida, según vaticinan los pronósticos.

Nuestro mundo se tendrá que preparar para un futuro de estas características. Quizás porque esta pandemia no es la peor. Cómo ya anuncian algunos expertos, podrían venir otras con un índice de letalidad más elevado. Por favor, aprendamos todos juntos. Todos, gobiernos y empresas, tendrán que invertir mucho más en salud, ciencia y educación.

Més informació
Protofy y la magia de convertir limpiaparabrisas en respiraderos salvavidas
Hoy Destacamos
Lo más leido