La economía catalana rebate los catastrofismos

El Colegio de Economistas de Cataluña prevé un 2019 "razonablemente bueno" con crecimientos del PIB de entre el 2% y el 2,5%

Rueda de prensa de balance de la economía catalana al Colegio de Economistas de Cataluña
Rueda de prensa de balance de la economía catalana al Colegio de Economistas de Cataluña

El 2018 ha sido un buen año para la economía catalana y el 2019 será razonablemente bueno con un crecimientos de entre el 2 y 2,5%, según ha afirmado el economista Modesto Guinjoan durante el balance del Colegio de Economistas de Cataluña respeto el año pasado y la presentación de las perspectivas del año que ahora comenzamos. En este sentido, el economista Xavier Cuadras ha avisado que ahora "empieza un periodo de desacceleracó económica, coherente con el que pasa al resto del mundo, la UE y el Estado español y con el que prevén los organismos internacionales".

Más info: El efecto Trump y el Brexit, retos de la economía para el 2019

"Se acerca una desaceleración, no una recesión económica, hay que evitar dramatismos innecesarios", ha destacado Cuadras, quienes ha añadido que "las previsiones macroeconómicas catastrofistas han sido rebatidas" y titulares cómo "de locomotora a furgón de pegamento" han sido desmentidas. La realidad de la economía catalana, según los economistas, es que el crecimiento durante los tres primeros trimestres es superior a la economía española.

Guinjoan: "La economía catalana se mueve y se mueve en el buen camino"

En la economía catalana "e puro si muove: todos aquellos malos agüeros que habían y todas aquellas consequencies catastrofiques a raíz de hechos politics y magnificar noticías negativas, los datos las han rebatido. La economía catalana se mueve y se mueve en el buen camino".

Cataluña en la economía global

Las previsiones para el 2019 son que continuará la desaceleración, "en concreto las previsiones de los organismos (Funcas, BBVA, Cámaras y Generalitat) sitúan el crecimiento entre el 2 y el 2,5%". El contexto internacional, la guerra comercial entre los EE.UU. y la China y la UE puede afectar algunos parámetros de la economía catalana y se perfilarán a lo largo del año. "Continúa un crecimiento no tan sólido como en la etapa que comenzamos el 2014, una tendencia que podriem considerar normal y que podemos abordar sin dramatismos".

En cuanto al mercado de trabajo el que observan los economistas es que el crecimiento de la ocupación a la EPA y los datos de afiliación de la Seguridad Social del 2018 muestran que el crecimiento de la ocupación se ha mantenido en tasas cercanas al 3% y la disminución de la desocupación (de los tres primeros trimestres) es un 10,6% a Catalunay, muy inferior al 14,6% de España, pero superior al 8,1% de Europa. En conclusión, un "comportamiento bastante positivo durante este año 2018". "Dentro de la gravedad de las tasas de paro, estamos mejorando tasas de paro de dos dígitos no tendría que ser bajo ningún concepto".

Consumo y comercio

En cuanto a los indicadores de demanda interna y consumo, el periodista y economista Jordi Goula ha destacado que desde septiembre ha empezado una cierta desaceleración: "Estavem creciente al 3% y ahora parece que crecemos al 2% y el promig del año será del 2,5%". El análisis del experto es que "se han acabado el dinero ahorrado durante la crisis" y "se ha echado de crédito, como alertaba el Banco de España". Durante el cuarto trimestre se frena el crédito al consumo y se mantendrá bajo", dice Goula, mientras subraya que las cifras destalvi están en mínimos históricos.

De su banda, el comercio al por menor acumula un 2% de crecimiento hasta noviembre y por el contrario las grandes superficies caen un 2,5%. El experto responde a este hecho afirmando que en "Cataluña tenemos un desarrollo diferenciado, tenemos menos grande superficie" y que "este es un modelo de compra que está quedando obsoleto". Según Goula, a final de año el comercio cerrará con un crecimiento del 2,5%. Mientras tanto "las ventas por internet cada vez van además" y "las rebajas no son nada del otro jueves, no funcionan y pienso que es normal, porque con la liberalización ahora se pueden hacer descuentos todo el año, empezando por el Black Friday".

La previsión es que la población se endeudará menos y se animará el consumo gracias a que las empresas quieren subir los salarios y la perspectiva que se incorpore más trabajadores al mercado laboral.

Mercado inmobiliario

En el ámbito del sector inmobiliario los precios siguen subiendo. Un dato preocupante para los economistas es que "la gente se vuelve a plantear pasar de alquiler a compra, un razonamiento que se hacía hasta el 2007". Y este es un cambio de mentalidad importante. El segundo punto importante es la banca concede el 80% de los valor de las viviendas en las tasaciones hipotècàries y "no se hacen las barbaridades de antes". Según Goula, los bancos están tasando los pisos a la baja. La tercere tendencia es que habrá un éxodo de Barcelona a la primero corona metropolitana y que se darán nuevas promociones de pisos a la capital catalana. En este sentido, "los precios están tocando techo", afirma el economista.

El mercado de las oficinas y de las naves logísticas, ambos viven un momento dulce "hasta el punto que es dificilissim encontrar naves, no sólo en Barcelona, sino tb en la primera corona. Y oficinas, si se buscan superficies de 3000 m2 sólo hay una veintena de lugares disponibles".

Récord turístico y boicot español

Durante el mes de noviembre los extranjeros ya gastaron tanto como en todo el año 2017 y aquel fue un año récord de gasto. Durante este 2018 han venido un 0,8% menos de turistas, pero han gastado más. Los datos parecen rebatir las quejas de ciertos gremios del sector turístico: "Según las pernoctacions han venido más turistas. Ha fallado el turismo interno, que ha caído un 7,4%, sobre todo aragoneses y madrileños. Esto hace que una de las zonas más afectadas sea Costa Dorada", ha puntualizado Goula.

Goula, sobre los hoteleros: "Hay ciertos sectores que tienen tendencia a quejarse"

El 2018 será un año récord en cuanto al turismo. De nuevo. Las voces que afirmaban que llegan menos turistas por la recuperación de los mercados de Turquía o Túnez parecen verse contradichas. Es más, también se incrementa la calidad del turismo que recibimos: los hoteles que crecen en Cataluña en pernoctacions a son los de 4 y 5 estrellas, los de menos bajan. Si bien los precios de las pernoctacions han caído, también es cierto que hasta ahora habían subido un 24%. "Hay ciertos sectores que tienen tendencia a quejarse", ha remachado Goula.

Empresa e industria

El 2018 globalmente ha sido un año bueno desde el punto de vista empresarial, "la economía catalana está muy asentada en el conjunto de la economía global", según Guinjoan. La producción industrial parece que se ha desacelerado en los últimos meses, pero cerrará el ejercicio con un crecimiento del 1,4% y una subida del 2,7% en los precios. Por su lado, el sector servicios ha crecido un 5,6%.

La exportación de corderos ha moderado el crecimiento, "pero es que en años anteriores estaban desbocades". Según el economista, nos situaremos en el 2,5%, y un año más la economía catalana marcará un nuevo récord" y seguirá representando más de una cuarta parte de la economía española.

La inversión sucia de capital con un crecimiento del 4,3% hace pensar que "uno no invierte si no se tiene expectativas de negocio solides", por lo tanto "si las empresas invierten es porque hay buenas perspectivas de mercado".

Para el economista, "hay algunos movimientos de fondos en salarios". El 2018 crecimiento de 1,8% en salarios se refiere a los convenios, "parecen una corrección de situaciones anteriores y de una manera ordenada se está corrigiendo". Los costes laborales totales de las empresas también crecen, "veniem de disminuciones hasta el 2017 y ahora crece por encima del 2%, no son alarmantes pero si se mantiene podría llastar el sector empresarial".

Hoy Destacamos
Comentarios