'Too Big to Trust'? Parte I

El 2008, cuando empezó la crisis financiera y la economía global empezó a sufrir, el mundo aprendió qué es una empresa Too Big to Fail, es decir, demasiado grande para caer. Cuando el banco de inversiones de Lehman Brothers quebró creando una tormenta económica, los gobiernos de todo el mundo lucharon para proteger las otras instituciones financieras caídas declarándolas Too Big to Fail.

Ahora, el 2019, nos encontramos en medio de otro escenario donde hay empresas internacionales que pueden ser "demasiado grandes", pero la mayoría de la gente y gobiernos no son conscientes de los peligros que esto puede comportar. No es que estas compañías sean Too Big to Fail, sino que se han convertido en Too Big to be Trusted, demasiado grandes para ser de confianza.

"Hay empresas internacionales que pueden ser "demasiado grandes", pero la mayoría de la gente y gobiernos no son conscientes de los peligros que esto puede comportar"

De qué empresas estoy hablando? Bien, hay GAFA: The BigFour , los 4 grandes: Amazon, Apple, Facebook y Google. Añadís Microsoft al grupo para obtener GAFAM: The Frightful Five, los cinco espantosos. Además de la GAFAM norteamericana, tenemos que añadir las empresas chinas Alibaba y Tencent (WeChat) y tenemos lo que yo denomino "GAFAMAT: The Scary Seven", los siete aterradores.

Por qué tenemos que estar preocupados por estas grandes empresas tecnológicas? Nos proporcionan todo lo que queremos en 24 horas o menos. Nos dan algo para ocupar nuestro tiempo y nuestra atención. Nos permiten comunicarnos con millones de personas a la vez y/o enviar un solo mensaje a una persona al otro lado del mundo. Nos conectan con el mundo entero a través de un pequeño dispositivo que cabe en nuestra mano. Queremos estas siete empresas, verdad que sí? Pero a qué precio?

Más info: Yo también quiero una mujer

El año pasado, Sir Timothy Berners-Lee, el padre de Internet, escribió una carta que marcó el 29è aniversario de la www. En esta carta, afirmó: "Lo que antes era una amplia selección de blogs y sitios web se ha comprimido bajo el peso de pocas plataformas dominantes. Esta concentración de poder crea un nuevo conjunto de portales, cosa que permite que un puñado de plataformas controle qué ideas y opiniones se ven y se comparten; estas plataformas dominantes pueden bloquearse en su posición y crear barreras a sus competidores. Adquieren sus desafiantes en fase inicial, compran nuevas startups y contratan los mejores talentos de la industria. Añadid la ventaja competitiva que los datos del usuario proporcionan y podemos esperar que los próximos 20 años sean mucho menos innovadores que los anteriores".

En pocas palabras, serán propietarios del mundo y controlarán el ritmo y tipo de innovación que tendremos a nuestro alcance (o fuera de nuestro alcance). Estas son sólo algunas cifras pero ayudan a ponerlo todo en perspectiva. En el mundo, actualmente, hay 4100 millones de usuarios de Internet, 2300 millones de cristianos, 1800 millones de musulmanes; 1400 millones de chinos; 1300 millones de indios, o 1200 millones de africanos, 741 millones de europeos, 579 millones de americanos y 422 millones de suda-americanos. Pues, Facebook e Instagram suman más usuarios mensuales que toda la cristiandad. Google registra cada día 5400 millones de buscas y YouTube tiene 1900 millones de usuarios y las dos son empresas de Alphabet.

"Facebook e Instagram suman más usuarios mensuales que toda la cristiandad"

Y vuelvo a preguntar: es posible que estas empresas se hayan hecho demasiado grandes para confiar? Son Too Big to be Trusted?. Los gobiernos democráticos todavía no lo tienen claro. No acaban de entender el poder inmenso que tienen estas empresas y por eso los gobiernos no saben regularlas. Pero los rusos sí que entendieron el poder de Facebook, incluso antes que el mismo Facebook.

Mientras el gobierno de los Estados Unidos todavía intenta averiguarlo, Facebook lucha con sus poderosos lobbys para parar cualquier intento de regular sus servicios. Igualmente, la Unión Europea ha intentado contener Google y YouTube, pero a través de conceptos obsoletos y con la creación de regulaciones que, en realidad, sólo encorsetan a empresas más pequeñas y a los usuarios individuales. Seguimos lejos de controlar "los grandes siete". Nos encantan estas empresas, pero realmente podemos confiar porque se autoregulin cómo han hecho hasta ahora? O son Too Big tono Trust?

Más Información
Líderes de km 0
"No tengo tiempo...", el nuevo símbolo de estatus
Hoy Destacamos
Comentarios