Youtube, un pezón y el éxito más imprevisto

En sólo 14 años, la plataforma de vídeos ha pasado de ser un proyecto sin un modelo de negocio definido a situarse como el gran transformador de la industria audiovisual

El mugró de Janet Jackson provocó el crecimiento de Youtube
El mugró de Janet Jackson provocó el crecimiento de Youtube

El pasado 23 de abril se cumplían 14 años de la publicación del primer vídeo de Youtube. Un clip de 18 segundos titulado Me at the zoo, de calidad discutible, en el que el cofundador de la plataforma, Jawed Karim, básicamente dejaba correr el tiempo describiendo los elefantes que tenía detrás. "Tienen unas trompas realmente grandes y esto mola". Una exhibición de elocuencia que justifica las casi 67 millones de visualizaciones y 2 millones de comentarios que tiene el vídeo que marca los inicios de la empresa que ha cambiado el sector audiovisual.

Los orígenes de Youtube son una mezcla de medias verdades e historias contradictorias en las cuales Karim juega un papel controvertido. Este estudiante de Stanford compartía oficinas en Paypal con los otros dos fundadores de la plataforma de vídeos, Steve Chen y Chad Hurley. A finales de 2004, los tres buscaban una manera ágil de compartir vídeos a través de internet, puesto que, hasta entonces, los usuarios no tenían ninguna plataforma que les permitiera subir contenidos a la red. La inspiración para tan noble cruzada, según varios relatos sobre la fundación de la compañía, fue el escándalo del nipplegate.

El uno de febrero de 2004, los Carolina Panthers y los New England Patriots se disputaron la XXXVIII Super Bowl. Una edición que ha pasado a la historia por el espectáculo de la media parte, en el que Justin Timberlake arrancó una parte del vestido de Janet Jackson para dejar a cuerpo descubierto, ante los ojos escandalizados de América, su pezón. La exhibición cárnica originó la creación de una nueva regulación contra las imágenes de carácter sexual en la televisión, medidas preventivas a espectáculos similares y fue el contenido más buscado en internet.

Uno de los internautas que se interesó para conocer la anatomía de la hermanísima de Michael Jackson fue Karim, que se desesperó ante las dificultades para encontrar el vídeo y fantaseó con sus colegas de Paypal con cómo sería de fácil la investigación si fueran los mismos usuarios los que compartieran el documento.

La idea fue creciendo hasta coger forma el 2015. La historia oficial explica como Chen y Hurley diseñaron el producto final después de una cena en qué grabaron unos vídeos que querían compartir. Karim niega esta versión, quizás porque él no formó parte de aquella cena o quizás porque, una vez en marcha el proyecto y a pesar de su implicación, no quiso asumir ninguno otro rol que no fuera el de asesor externo.

Cuando los tres emprendedores colgaron el vídeo Me at the zoo no tenían muy claro el modelo de monetització de Youtube. Aquello era una prueba técnica para un proyecto que unos días tenía que ser una plataforma de citas con apoyo audiovisual y otros tenía que servir para subastar productos. El hecho es que, al cabo de pocas semanas, el lugar se había llenado de contenido subido por los primeros usuarios. Fueron los internautas los que dieron su utilidad final a Youtube: subir y compartir contenidos propios.

Una utilidad con un potencial que las empresas rápidamente quisieron explotar. Antes de finales de 2005 llegaron inversiones de Time Warner y Sequoia Capital, mientras Nike colgaba uno de los primeros anuncios comerciales exclusivos para la plataforma –con Ronaldinho como protagonista-.

En octubre de 2006, la empresa contaba con 67 trabajadores y los usuarios subían unos 65.000 nuevos vídeos cada día. Motivos más que suficientes para que Google comprara la empresa por 1.650 millones de dólares. Hoy, la plataforma cuenta con mil millones de usuarios, que ven mil millones de horas de vídeo al día.

La decisión de Karim de mantenerse como asesor externo de Youtube hizo que recibiera hasta cinco veces menos que sus compañeros por sus acciones, unos 64 millones de dólares. A pesar de todo, el emprendedor no pasará a la historia por estas polémicas, sino por ser el primer youtuber de la historia.

Más Información
Thomas Cook: el alcohol y los orígenes del negocio del turismo
El negocio más antiguo del mundo
La guerra de las hamburguesas
Hoy Destacamos
Comentarios