Digitalización y precios más altos en la nieve catalana

Las estaciones de esquí avanzan el inicio de temporada y suben precios por primera vez en tres años

Las pistas de esquí de Baqueira Beret | Cedida Las pistas de esquí de Baqueira Beret | Cedida

Este año, el tiempo ha sido un aliado y ha permitido que la bola de nieve empiece a rodar antes. El pistoletazo de salida lo ha dado la estación de Baqueira Beret en el Pirineo leridano, que abrió las puertas el pasado 23 de noviembre. Las aplicaciones para gestionar las reservas de las pistas y los restaurantes son una de las novedades de una temporada, en la cual por primera vez desde el año 2016, la estación aranesa y la de Port del Comte subirán el precio del forfet. La tecnología es otro de las protagonistas de las mejoras de estos complejos, los únicos que no gestiona totalmente o parcialmente la Generalitat a través de la empresa pública Ferrocarrils de la Generalitat de Catalunya (FGC). De hecho, Baqueira estrena este año una nueva pista, Eth Coret.

Con el objetivo de digitalizar el funcionamiento de la estación, la estación aranesa ha creado un forfet digital. "La intención es no colapsar los accesos y abrir un abanico de posibilidades mediante ofertas exclusivas y ventajas personalizadas", explica el director comercial de Baqueira Beret, Xavier Ubeira. Esta temporada, la entrada de un día en la estación costará 54,5 euros, dos más que el año pasado.

Los complejos de gestión privada, como Baqueira Beret y Port del Comte, estrenan pistas e invierten en mejoras para facilitar el acceso de los esquiadores

En el caso de la solsonina Port del Comte, también en el Pirineo leridano, el forfet sube un euro, pasando a los 37. El precio a las estaciones de esquí nórdico se ha incrementado de los 12 a los 12,5 euros. Port del Comte tiene previsto abrir por el puente de la Purísima. El director, Albert Astilla, comenta que uno de los retos de la temporada es "superar los 90.000 esquiadores del año pasado, a pesar de que somos conscientes que dependerá de la meteorología".

Facilitar el acceso de los esquiadores

Para hacer posible este incremento de visitantes, la apuesta de Port del Comte implica mejorar los accesos de los usuarios a las pistas, pero también a los aparcamientos. Además, la estación ha comprado varias máquinas de limpieza de nieve y ha protegido algunos taludes. El ahorro energético es otro de los retos que afronta este año el complejo. "Estamos consiguiendo que nuestro consumo provenga íntegramente de fuentes de energía renovable", revela Astilla. La reducción del gasto de agua se logra mediante sistemas de recuperación del deshielo de la nieve y de la lluvia.

Las cinco que son propiedad de la Generalitat congelan las tarifas del año pasado

A las pistas, se han ampliado los cañones de nieve artificial, a pesar de que seguirán siendo de bajo consumo para cumplir el plan estratégico de la empresa para rebajar el gasto energético.

En el otro lado, se encuentran las estaciones gestionadas por FGC, que son Espot y Port Ainé en Lleida, y La Molina, Núria y Vallter 2000, en Girona. Estas han decidido también incrementar los precios en la mayoria de sus productos. En estos casos, el objetivo del Gobierno es ampliar la oferta de esquí, empezando por los forfets, y ampliando las actividades a los deportes, la gastronomía y la naturaleza.

Los clientes de Boí Taüll, salvados

El inicio de la temporada de la nieve ha estado marcado por el conflicto laboral y judicial que ha sufrido la estación pallaresa de Boí Taüll. Finalmente, el juez ha autorizado la venta de la unidad productiva de la estación y del resorte al empresario reusenc Rafa Fuertes, propietario del portal de turismo y nieve Esquiades.com. Gracias a este acuerdo, el complejo mantendrá los 53 puestos de trabajo y podrá iniciar la temporada con una cierta normalidad. La compañía Gestboí, dirigida por Fuertes, pasará a controlar la mayor parte de Boí Taüll. Desde el territorio se asegura que sin esta operación, la estación habría perdido más de la mitad de los clientes.

De momento, Boí Taüll seguirá conservando un estatus especial. La propiedad la mantendrá la firma Activos de Montaña, a pesar de que FGC colaborará en la dirección. Está previsto que la próxima campaña se concrete un plan de viabilidad, elaborado por la Generalitat de Catalunya, en el cual se decidirá su titularidad. Activos de Montaña es la propietaria de la estación, pero Promociones Turísticas del Valle era la compañía que gestionaba los activos hasta que renunció al servicio. El proceso ha finalizado con la adjudicación del lote a Gestboí.

El resorte de Boí Taüll se ha adjudicado, después de un largo litigio judicial, a la empresa Gestboí y esto permite mantener la cincuentena de lugares de trabajo

En relación con la oferta al visitante, el portal Holidu, un buscador de alquileres de vacaciones, ha elaborado una clasificación de los precios de las estaciones de esquí, teniendo en cuenta el forfet y el alojamiento. La segunda más económica del Estado es Spot Esquí con 57 euros por día de media. En cuarto lugar se sitúa Port del Comte con 71 euros. La Molina es la sexta con 79 euros. La más cara del Estado, es Baqueira Beret, donde el forfet cuesta más de 50 euros y un alojamiento medio, 94. Baqueira es un 46% más caro que la segunda estación y está un 218% por encima de la más barata.

El oro blanco de los Pirineos

Los centros de invierno del Pirineo de Lleida generan más de 2.000 puestos de trabajo directos. Además, añadiendo los otros sectores, como el de la restauración y la hoteleria o de empresas con oferta complementaria al esquí, la cifra llega a las 7.500 personas. El impacto económico directo de las estaciones de esquí del Pirineo de Lleida la temporada pasada se calcula que fue de unos 228,5 millones de euros.

Més info: FGC promociona su nieve para "fijar gente en el territorio"

Para la Diputación de Lleida, quien ha realizado estos cálculos, este impacto económico es esencial para el desarrollo de las Tierras de Lleida y porque la gente que lo quiera, pueda vivir en el Pirineo. El presidente de la Diputación de Lleida, Joan Talarn, ha calificado la nieve como "el oro blanco" del territorio y ha alertado que "tenemos que volver a la naturaleza aquello que nos da". En este sentido, ha hecho un llamamiento a parar el cambio climático.

Además del cambio climático, las administraciones y las compañías todavía tienen varios retos pendientes con el negocio de la nieve. Establecer un modelo empresarial de gestión que no esté vinculado a la tutela de las ayudas públicas y la desestacionalización de las actividades son algunos de los deberes a hacer. Ampliar los servicios, digitalizarlos y abrir la oferta a más público son los activos para que la economía leridana del Pirineo se aproveche de las ventajas del turismo del esquí sin la necesidad de depender en exclusiva de ellos.

Més informació
Equiades.com culmina la compra de hoteles y apartamentos de Boí Taüll
Hoy Destacamos
Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Lo más leido