CA | ES

La salud psicológica en el trabajo

Antes de hablar de la salud en el trabajo quiero aprovechar desde aquí para felicitar al equipo del VIA Empresa por estos 7 años de información cuidadosa, fresca y acertada. En el mundo de la empresa hacía falta y lo hacen posible cada día que pasa gracias a su profesionalidad, ¡muchas FELICIDADES!

Son tiempos de cambio en la salud de las personas dentro de su entorno de trabajo. A los esfuerzos de estos últimos años que muchas empresas han dedicado por la mejora del bienestar y satisfacción de las personas que forman parte, ahora tenemos que añadir el impacto del Covid-19.

El entorno de trabajo actual ha cambiado drásticamente y se ha acentuado por la fuerza una manera de trabajar y unas condiciones organizadas con poco tiempo, saliendo del paso como se ha podido, con la incertidumbre que esto crea en las personas y en la sociedad en general.

Més info: Todo esto pasará (y no teletrabajaremos)

Hace pocos meses había bastante unanimidad en que el teletrabajo era una de las opciones de futuro que mejoraba la conciliación de las personas y también su productividad. Pero para trabajar desde casa hacen falta una serie de condiciones que hoy en día no se dan, hecho que ha llevado a convertirse en una herramienta angustiosa, escuelas cerradas, contención en las salidas, escasa socialización. Habrá que enderezar por una buena salud psicológica. Se tendrán que adquirir nuevos hábitos y habilitar el lugar de teletrabajo para que esté en condiciones adecuadas de seguridad y espacio donde poder trabajar, los medios adecuados, disciplina en los horarios, todo ello con un periodo de adaptación.

"Habrá que enderezar por una buena salud psicológica. Se tendrán que adquirir nuevos hábitos y habilitar el lugar de teletrabajo porque esté en condiciones adecuadas de seguridad y espacio"

En cuanto al espacio físico de las empresas éstas están obligadas a adoptar nuevas medidas de prevención que modifiquen la manera cómo los trabajadores tienen que afrontar el trabajo y cómo se tienen que relacionar entre ellos. Una nueva manera de trabajar que aumente los niveles de estrés y de ansiedad, afectando a sus emociones y poniendo en peligro su salud psicológica. Las organizaciones tendrán que acompañar este proceso de cambio cultural poniendo al alcance de su comunidad los medios necesarios que faciliten su adaptación.

Seguramente a partir de ahora cuando se hable de salud en el mundo de la empresa se tendrá que abordar también la psicológica y emocional. La gestión emocional de la pandemia y sus efectos en las personas estará viva durante el postconfinamiento y seguramente en los años próximos. Una evolución dentro de las empresas que nos llevará también a adquirir nuevos hábitos seguramente más saludables.

Porque como dice aquel dicho "no invertir en salud mental se paga caro, invertir sale barato". Venga pues es cuestión de productividad, tenemos un buen reto delante para los tiempos que vienen.

Més informació
El contagio del miedo
Aprendiendo de la incertidumbre
Cuando el confinamiento no deja dormir
Hoy Destacamos
Lo más leido