La revolución de Catalunya: fábrica de ideas, país de innovación

La Cambra de Barcelona pone en marcha un plan específico para los autónomos con el objetivo de acompañarlos en el camino de la recuperación

Canadell aposta perquè Catalunya sigui una "fàbrica d'idees" de referència | iStock Canadell aposta perquè Catalunya sigui una "fàbrica d'idees" de referència | iStock

"Catalunya tiene que apostar por la economía del conocimiento potenciando un ecosistema de startups sólido que dé salida a toda la potencialidad creativa y emprendedora del país". Con estas palabras, el presidente de la Cambra de Comerç de Barcelona, Joan Canadell, estrenaba la segunda jornada del Bizbarcelona y lo hacía con un discurso motivador, optimista y esperanzador. Si el territorio catalán quiere erigirse como un "país de innovación" y como "una fábrica de ideas" -que es lo que nos posicionará en el mapa de la economía mundial-, hay que materializar el mítico concepto sobre las oportunidades que aportan las crisis y, para hacerlo, se tiene que poner en marcha, desde ya, "la revolución tecnológica", crear un nuevo modelo económico y potenciar, todavía más, la internacionalización de las empresas catalanas.

Pero todo esto se hace difícil sin ayudas ni programas concretos que apoyen a nuestro tejido emprendedor y empresarial y, precisamente por eso, la Cambra ha puesto en marcha un plan específico para los autónomos que tiene por objetivo acompañarles -y guiarles- en el camino de la recuperación, así como paliar los efectos de la parada de la actividad tanto durante el confinamiento, como en los meses posteriores. De este modo, y después de haber impulsado durante el estado de alarma la Llotja Virtual y la campaña #QueCapEmpresaTanqui, ahora centran parte de sus esfuerzos a echar una mano a uno de los colectivos más perjudicados por la crisis de la covid-19.

De hecho, Canadell ya anunció la semana pasada que la Cambra reenfocava su proyecto dando un giro estratégico que les permita centrarse "de forma principal a ayudar a nuestras empresas", cosa que también pidió que hicieran los diferentes gobiernos. Ahora, con el plan Cambra X Autónomos, ponen a disposición nuevos servicios para el colectivo como el acceso a financiación con créditos y un servicio de asesoramiento gratuito. Y es que, de los 326.000 autónomos persona física -545.825 si se cuentan las empresas unipersonales- que hay en Catalunya, el 78% pertenece al sector servicios, el más golpeado por la pandemia y la nueva normalidad.

Joan Canadell durant la seva xerrada al Bizbarcelona | Cambra de Comerç de Barcelona

Joan Canadell durante su charla en el Bizbarcelona | Cambra de Comerç de Barcelona

Para sacarlo adelante, y del mismo modo que el presidente de la Cambra pedía un esfuerzo a las administraciones públicas para reactivar el tejido empresarial, el plan de los autónomos propondrá a los diferentes gobiernos medidas específicas para los retos y problemáticas de los autónomos, al mismo tiempo que contará con una vertiente más operativa que trabajará para visibilitzar al sector, y adaptar y activar servicios y proyectos de acompañamiento para los trabajadores por cuenta propia.

Medidas urgentes (y fantasma)

Las cifras todavía ponen los pelos de punta. Según la Cambra, tres de cada diez autónomos no han reiniciado la actividad desde el estado de alarma, cosa que se suma al hecho de que en sólo una semana -el 30 de septiembre- vencen las ayudas por cese de actividad. Esto quiere decir que cuando empiece octubre, sea cual sea la situación en que se encuentren los autónomos, tendrán que abonar el 100% de las cuotas a la Seguridad Social. En julio, los trabajadores por cuenta propia que habían recibido la prestación extraordinaria por la covid-19, tuvieron el 100% de las cuotas exoneradas, porcentaje que se rebajó hasta el 50% en agosto y hasta el 25% en septiembre. Pero, a pesar de que en octubre pocas cosas volverán a ser como antes de la pandemia, los autónomos tendrán que pagar como si sus negocios funcionaran a pleno rendimiento.

Justamente por eso, y con la convicción de que se pueden salvar hasta 248.000 autónomos en Catalunya, el 45% del total, la Cambra reclama al Gobierno que se mantenga la exoneración del 25% en las cuotas de la Seguridad Social de los autónomos que recibieron la prestación extraordinaria por covid, al menos hasta final de año. Además, también pide que se tenga en cuenta sectores como el de la moda, que quedó fuera de las prestaciones extraordinarias por su estacionalidad, es decir, porque no tienen una facturación lineal e ingresan por temporada. Así pues, como que no vieron una caída del 75% de sus ingresos, muchos autónomos se quedaron sin prestación y teniendo en cuenta que muchos de los negocios que han podido volver a abrir lo ha hecho con facturaciones de entre el 30% y el 40%. En este sentido, la Cambra tiene claro que habría que buscar medidas específicas para estos sectores como lo serían, por ejemplo, las bonificaciones a la seguridad social.

Canadell: "Estamos orientados a basarnos en la economía del conocimiento, tenemos que convertir a Catalunya en una fábrica de ideas"

Y no sólo esto. También hay muchos autónomos que necesitan liquidez porque no llegan ni de buen grado a los niveles de facturación de antes de la pandemia, pero se les está denegando el crédito argumentando riesgo de insolvencia. Una manera de ayudar a los autónomos y no dejarlos en la cuneta sería implementar nuevas líneas de crédito para autónomos y microempresas, ampliar los períodos de carencia y que el Estado avale estos créditos. Además, la falta de liquidez se suma a la morosidad que, según la Unión de Asociaciones de Trabajadores Autónomos y Emprendedores, se calcula que hay una deuda de unos 140.000 millones de euros hacia autónomos y pymes, motivo por el cual es condición sine qua non articular, desde ya, el régimen sancionador.

Los de Canadell también proponen que la suspensión de la regla de gasto para los ayuntamientos se utilice para crear "ayudas rebrote", destinadas a las medidas que se vayan decretando por territorios según la evolución de los contagios, mientras que sugieren que se apliquen bonificaciones del IBI y otros impuestos municipales como la tasa de residuos. Se trata de medidas de carácter urgente puesto que, por ejemplo, el 96% de los autónomos encuestados por la Cambra, considera que las medidas impulsadas hasta ahora no son las adecuadas para el colectivo.

La solución de Catalunya, en el resto del mundo

Y que los autónomos puedan beneficiarse de estas medidas, nos repercute a todos por mucho que trabajemos por cuenta ajena. Y es que, como dice el también presidente del Consell de Cambres de Catalunya, "el cierre de una empresa o desaparición de autónomos nos afecta a todos" y, justamente por eso, hay que hacer más presente que nunca "el espíritu emprendedor que siempre hemos tenido los catalanes a lo largo de nuestra historia".

Canadell: "Ir a vender por el mundo es la solución porque el mercado mundial es 60 veces más grande que el español"

De hecho, la historia también nos ha enseñado la importancia de romper fronteras y salir a conquistar el mundo y, si antes de la crisis de 2008 Catalunya vendía más del 63% al Estado, ahora exporta el 64% al resto del planeta. "Ir a vender por el mundo es la solución" porque "el mercado mundial es 60 veces más grande que el español", ha dejado muy claro Canadell, que ha hablado de Israel o Estonia como ejemplo a seguir por su volumen de población y su cultura empresarial y emprendedora.

Porque, sin emprendedores, autónomos, pymes y medidas, no llegará la revolución tecnológica, pero si aprovechamos la situación para impulsar el tejido catalán, Catalunya se convertirá en una "fábrica de ideas" y en un "país innovador" que podrá generar 400 startups al año, el doble de las que se crean ahora mismo. "Catalunya no es ni ha sido nunca un país grande en población ni rico en recursos naturales", ha remarcado Canadell para animarnos, a todos, "a basarnos en la economía del conocimiento" y hacer de nuestro territorio un hub internacional impulsado por un nuevo modelo económico que ya se está cociendo en las iniciativas de muchos.

Més informació
El semáforo amarillo de la economía catalana
Fusiones, Catalunya y Europa
Hoy Destacamos
Lo más leido