Un 'selfie' con Ramon Tremosa: de Draghi a Dalai Lama camino de la Ribagorça

El economista, exeurodiputado y profesor de la UB combina su vida profesional con hobbies muy energéticos

Ramon Tremosa presenta su nuevo libro 'Que hacen los bancos centrales' | Àngel Bravo Ramon Tremosa presenta su nuevo libro 'Que hacen los bancos centrales' | Àngel Bravo

De las clases universitarias al Parlamento Europeo y de Bruselas de vuelta a la Universitat de Barcelona. La vida de Ramon Tremosa i Balcells (Barcelona, 1965) es como hacer un recorrido por la histórica económica de Europa y del mundo. Economista, político (ahora en stand by) y profesor titular de la Facultad de Economía y Empresa de la UB, Tremosa decidió hacer una pausa en el mundo de la política para volver a las aulas donde había estado dando clases durante 15 años. Pero con un gran valor añadido: con 10 años de experiencia como eurodiputado que, bromea en una conversación con VIA Empresa, "es como hacer 10 Erasmus en edad madura".

Més info: Tremosa: "El euro salvado por Draghi ha beneficiado doblemente a Catalunya"

A caballo entre la capital catalana, Sant Boi de Llobregat y los Pirineos, Tremosa es un enamorado de Catalunya: no sólo por su ubicación privilegiada y su economía, sino también por sus paisajes y su gente. A pesar de que es un apasionado de su trabajo -del que hacía como eurodiputado y del que realiza como profesor-, sabe muy bien cómo desconectar. Porque todo el mundo necesitamos parar para volver a empezar con más fuerza. Y su paraíso para la desconexión es la Ribagorça. Sólo hay que pasearse por su Instagram para ver que el Congost de Montrebei es uno de sus destinos preferidos para hacer una pausa y respirar, pero también Boí Taüll es otro de sus rincones predilectos.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Pont colgante al #desfiladero de #sentara, pasado #montrebei #pirineu #ribagorça #catalunya #catalonia @kayakingmontrebei

Una publicación compartida de Ramon Tremosa 🎗 (@ramon_tremosa) el

"Antes de la campaña de 2014, que llegué muy estresado por mucho trabajo y las crisis de Grecia, fui a esquiar. Me dijeron que no fuera por si me rompía, pero yo dije entonces que no esquiaría, que sólo quería coger el telesilla e ir allí arriba un par de horas", relata. "Boí Taüll es el lugar más relajante que conozco", sostiene.

De Draghi a Dalai Lama pasando de Felipe VI

Pero la cumbre de esta montaña, con 2.758,7 metros de altura, poco tiene que ver con los de las montañas del Himalaya con una altitud máxima de 8.848 metros, donde tuvo la suerte de viajar para conocer a Dalai Lama. "Las montañas de 6.000 metros nevadas eran un espectáculo. Dalai Lama tiene una gran fuerza espiritual y, si no hubiera sido eurodiputado, no habría tenido acceso", narra con una brillantez especial en los ojos.

Ramon Tremosa visita el Dalai Lama a l'Himàlaia

Ramon Tremosa visita a Dalai Lama en el Himalaya

Pero tampoco habría tenido acceso a celebrar decenas de reuniones y encuentros con el expresidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi o de haber tenido que elegir entre una reunión con el think tank del caso Google o la visita del rey Felipe VI. "Cuando Felipe VI vino a Bruselas, no fui porque tenía una buena excusa: tenía una reunión con los abogados del caso Google", explica.

Volviendo a Draghi, incluso el exconseller Andreu Mas-Colell decía durante la presentación de su libro ¡Qué hacen los bancos! en el teatro del Cercle de Gràcia -un barrio al que le tiene especial admiración- que Tremosa "tiene una gran admiración por Draghi, el padre del quantitative easying, a pesar de que él es un escéptico del quantitative easying". De hecho, de entre los 200 invitados que asistieron a la fiesta de despedida del ya expresidente del BCE había pocos eurodiputados y uno de ellos era Ramon Tremosa. Incluso, explica contento cómo pudo hacerse un selfie con él durante el adiós a Draghi. "Fue el hombre preciso en el momento oportuno", dice convencido.

De Draghi ha aprendido muchísimo y se nota que le admira. Tiene la certeza de que la crisis se hubiera gestionado muy diferente con otra persona ocupando el cargo. Draghi llegaba a la institución en casi el pico de la crisis, en noviembre de 2011, y ha conducido al BCE hacia su "pragmatismo". "Lituania es un país más independiente que Turquía gracias al euro y a Draghi", asegura Tremosa, al mismo tiempo que pone especial énfasis en el hecho que "las negociaciones en la cocina de los bancos centrales son muy enriquecedoras".

El mundo de las ideas de Tremosa

"Salud, dinero y moneda estable". Esta es la dedicatoria que escribe en su último libro, el 10o que publica, ¡Qué hacen los bancos centrales!: Sobre la inyección masiva de dinero y la deuda más alta de la historia. Un libro, en palabras de Mas-Colell, "muy recomenable para leer, provocativo, estimulante y ameno".

A Tremosa le gusta escribir y le encanta leer. Y recuerda cada día a sus compañeros. Luce una flor amarilla en el lado izquierdo de su jersey, encima del corazón. Su despacho, que da a la zona montaña de Barcelona, está lleno de libros. Desde La commonwealth catalano-valenciana del actual comisionado del Gobierno para el Corredor Mediterráneo, Josep Vicent Boira, pasando por Good bye, verdad de Joan Garcia Muro, diferentes ejemplares de Victus de Albert Sánchez Piñol y muchos, muchísimos, libros académicos sobre micro y macroeconomía y otras muchas cosas. A parte, encima de su mesa, diferentes copias de los libros que ha escrito ocupan parte del espacio de su escritorio. También hay algunas cajas de cartón en el suelo donde se puede leer "material PDeCAT".

'VIA Empresa' entrevista Ramon Tremosa al seu despatx de la UB | Àngel Bravo

VIA Empresa entrevista a Ramon Tremosa en su despacho de la UB | Àngel Bravo

"Nunca habría dicho que le dedicaría un libro a un comunista", explica en este sentido sobre Let Catalonia Vot, un libro sobre cómo ve Europa el proceso catalán escrito en 2015 que dedicó al exconseller Raül Romeva y, de hecho, lo presentó a su lado y también acompañado de Muriel Casals y Miquel Calçada.

Ahora, vuelve a las clases con la micro y la macroeconomía y con más fuerza que nunca. "Ha sido muy emocionante volver a la docencia que tanto me gustaba", explica. Pero, como ya hace 10 años que hace, para desvanecerse de la rutina diaria, continúa cantando en una coral, el Cor Vivace, que agrupa a unos 85 cantantes y dónde él hace de tenor. Una coral que también celebra conciertos por toda Catalunya a ritmo de Queen, Abba o los Beatles.

Fuera de la coral, de las clases, las lecturas, sus escapadas a la Ribagorça y tantas otras cosas más, a Tremosa también le gusta "disfrutar" de la piscina salada del Club Natación de Barcelona, donde, cuando el tiempo lo permite y tiene ratos libres, le gusta ir a desconectar y a recargarse las pilas.

La vida de Ramon Tremosa no nos la podemos acabar. Es uno no parar, pero transmite calma. Calma y pasión. Un cóctel de tranquilidad, energía, política, economía, lecturas, escritos, docencia... y un no dejar de aprender nunca y descubrir. Ahora, por ejemplo, que ha visto que el hecho de pagar con tarjeta afecta a la privacidad de las personas, se rebela: "Ahora pago más en efectivo para tener privacidad", confiesa.

Mientras que su madre decía que "sólo se tiene lo que se ahorra", Voltaire decía que "el papel-moneda siempre acaba volviendo a su valor intrínseco: cero". Así pues, y como escribe Tremosa, "salud, dinero y moneda estable".

Hoy Destacamos
Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Lo más leido